Un fondo liso

Mayo ha sido un mes bastante malo, en el que he cosido muy poco y la mayor parte de lo que he hecho ha sido un desastre. El juboncillo de 1812 que estaba retocando ha acabado en la basura (normalmente habría aprovechado la tela para las muñecas, pero me tenía tan frustrada que era eso o quemarlo 😅)

Con esa situación y los problemas personales tampoco he tenido ganas de escribir ningún post, y se me ha pasado mayo con el blog abandonado.

Por suerte las cosas van mejor y aunque no tenga costura que enseñar, sí que quiero enseñar una cosilla que he hecho en mi nuevo estudio:

¿A que la foto queda muy bien con el fondo liso? Pues no es que tenga una pared vacía ni que me haya pasado media hora retocando, es esto:

En mi caso lo he montado delante del armario, pero se puede poner en una esquina, delante de una puerta o incluso en el centro de la habitación. Lo único que se necesita es que puedas separarte lo suficiente para que salga el traje entero.

Y además es barato. Dos ganchos (que pueden ser clavados o de los que se anuncian ahora que van pegados a la pared), una cuerda resistente, varias pinzas de la ropa y… un mantel de papel.

Sí, un mantel de los de usar y tirar. Al principio pensé en poner tela, pero pesa demasiado y además es caro.

El gancho. Tres de estos por menos de dos euros. En mi caso la cuerda la tenía mi madre, pero no cuestan mucho.

El mantel. Yo lo compré en Mercadona, pero seguro que hay en más sitios.

Y aquí cómo se sujeta todo.

Ya veis, fácil de montar y desmontar, barato y práctico 😀

Seventeenth and Eighteenth-Century Fashion in Detail

 

LA MODA DE LOS SIGLOS XVII-XVIII EN DETALLE
Avril Hart y Susan North
Traducción Amelia Leira Sánchez
Editorial Gustavo Gili, 2009 (en inglés V&A editions)
ISBN 978-8425223105

 

 

 

 

Empiezo el año y la vuelta del blog reseñando uno de mis libros favoritos.

Yo soy una persona que aprende mejor las cosas con ayudas visuales, y en este libro hay mucho de eso. Básicamente, son fotos de detalles de trajes que están en la colección del V&A museum, que se acompañan de una explicación corta y un diagrama del traje.

Para muestra un botón: cuatro modelos de mangas y textos explicando la evolución de las mismas a lo largo del tiempo.

Para mí el ver este nivel de detalle partes de un vestido es una ayuda inestimable a la hora de saber si el aspecto final de un traje que he cosido es el correcto o he cometido algún error de técnica, y también es muy útil cuando no tengo instrucciones y tengo que ir a ciegas e inventarme el proceso.
Y como no, los trajes son preciosos y no te cansas de ojearlos aunque no estés trabajando en nada de esa época 😉

La única contra que le veo a este libro (y a muchos otros) es la falta de escala. Al ver las fotos sin contexto de tamaño me parece que todo es más grande de lo que es en realidad, y lo comprobé hace dos años cuando visité el museo y pude ver en directo uno de los bordados fotografiados, que en el libro parecía que utilizaba hilos de un gramaje similar al actual, y al ver el vestido en persona me dí cuenta de que en realidad estaban más cerca del tamaño del hilo que se usa hoy día para coser que del que usamos para bordar. No habría venido mal un diagrama con medidas de referencia.

Y como nota curiosa: la foto que he usado es la de la edición británica original, que es la que yo tengo, pero la portada de la edición española tiene una foto de detalle del fruncido de la cintura de un traje amarillo mostaza.

Diferencias

No tengo mucho que enseñar en lo que se refiere a costura esta temporada, he estado bastante ocupada y además acabo de volver de unas maravillosas vacaciones en Glasgow (y mañana si la gripe lo permite me largo a Burgos a ver el Museo de Ricas Telas :D), así que mi media bata está aún a medio empezar.

Aún así, quería comentar algo que me ha llamado la atención en mis visitas a museos, especialmente aquellos en los que se exhiben vestimentas antiguas.
El Museo del Traje de Madrid tiene las luces tan tenues, que apenas puedes distinguir detalles de las costuras de los vestidos, además de que, en general, los maniquíes están bastante separados de los cristales de las vitrinas y no se pueden hacer fotos, ni siquiera sin flash. La explicación que he encontrado es que las condiciones son las ideales para la conservación.
Ahora me voy al Victoria & Albert Museum y al Kelvingrove Museum de Glasgow. En estos dos la luz es tenue, pero suficiente para ver hasta las puntadas, especialmente porque los trajes están muy cerca del cristal de las vitrinas. Además, en los dos museos se pueden hacer fotos con flash.>
No acabo de entender la razón de las diferencias, ya que dudo que los dos últimos museos se preocupen menos por la conservación de las piezas que el de Madrid.

Y para que el post no sea tan sin sentido, aquí os dejo una de las pocas fotos que realmente quedó bien (mi pulso es pésimo XD) de los trajes que tienen en el Kelvingrove, y podéis encontrar alguna más en mi flickr 🙂

Vestido del siglo XVIII en el Kelvingrove Museum

Vestido del siglo XVIII en el Kelvingrove Museum

Nueva sección – Clío

He creado una pequeña sección en el blog para subir fotos que he ido sacando en varios festivales, recreaciones y museos, y que me han servido de inspiración o simplemente como acicate para no quedarme parada y seguir cosiendo.
Ahora mismo tan sólo tiene dos fotos, pero a medida que tenga tiempo libre iré subiendo más, y ampliando la información sobre cada una (datos sobre los trajes, principalmente)

Y para que el post no quede tan pobre, os dejo con una foto que saqué hace ya algo más de un año en el Victoria & Albert museum de Londres 🙂

Victoria & Albert museum

Victoria & Albert museum

Camisa terminada

¡Por fin! El lunes terminé la camisa, pero no había podido hacer fotos hasta ahora.

Había poca luz, y ésta foto en particular ha quedado un poco borrosa. Además, la pobre aún no tiene zapatos, no he visto nada que me guste en internet, y aún estoy pensando cómo hacerle unas zapatillicas de andar por casa 🙂

Camisa interior bordada

Camisa interior bordada

Detalle de camisa interior

Detalle de camisa interior

Aquí se puede ver un detalle del bordado del cuello. Se ve mucho más bonito en la foto que al natural  XD Espero que a partir de ahora que voy a recuperar los bastidores de bordar de mi madre (necesitan una sesión intensiva de bricolaje, tienen más de treinta y cinco años y del poco uso se han oxidado) me sea más fácil ver el tamaño de los puntos y no haga unos más grandes que otros ^^;

Foto más artística

Foto más artística

Y ahora detalles más técinos. El bajo es un dobladillo normal con un adorno de punto de “mosca”, las costuras están sobrehiladas excepto las laterales, que para que no se transparentasen demasiado las hice francesas, y el bordado va todo alrededor del cuello, aunque la parte de la espalda son sólo ondas y puntos.

Próximamente abriré una sección aparte para ir subiendo las fotos de los proyectos finalizados y no cargar tanto el blog con imágenes. Espero que el tiempo mejore para que cuando tenga la cámara y algún calzado para la muñeca, me pueda ir a hacerle sesiones de fotos en medio de la naturaleza, que la calle de atrás de mi casa da a unos praos y regueros muy monos 🙂

Webs de museos – I – Tidens Toj

Hace tiempo que debería de haber empezado a poner aquí webs interesantes de museos, pero hasta que he encontrado ésta no se me había ocurrido. Iré poniendo un museo por post, más que nada porque tengo poco tiempo para escribir.

Tidens Toj

Lo único que entiendo del texto es que este museo está en Dinamarca, pero las fotografías merecen mucho la pena. Hay varias vistas de cada vestido y algunos detalles de bordados, o cuadros en los que aparecen modelos similares. Pero por lo que esta web me ha sorprendido y me ha hecho enseñarla la primera es que algunos vestidos tienen una imagen con el patrón, que puedes abrir en pdf. No hay medidas, tan sólo los dibujos de las piezas de tela y en algunos casos cómo están montadas, pero para hacerse una idea y poder adaptarlo es más que de sobra.

Prueba de telas

No iba a subir nada más de momento, pero no he podido evitarlo XD

Hoy a mediodía estuve haciendo unas fotos a la BJD para ver cómo le quedaban las telas que tengo en casa para hacer vestidos de los buenos (vamos, esas telas en las que me he gastado 10 eurolos en tres piezas de 45×50 cms), y así tener una ayudita visual a la hora de elegir qué le hago después de la ropa interior.

No son las mejores fotos del mundo, porque aún me queda un montón que aprender en ese tema, pero al menos me da para hacerme una idea de para qué puedo usar cada retal :3

Probando telas

Probando telas

Probando otra tela

Probando otra tela

Y esta última me gustaba en sepia XD

Probando composición y retoque fotográfico

Probando composición y retoque fotográfico

Por cierto, lo de la tela en la cabeza es una neura mía, me gustan los velos.

Porque en foto se ve mejor

Victorian and Edwardian fashion
Victorian and Edwardian fashion

Dover es una de mis editoriales favoritas después de Taschen, aunque ahora mismo sólo tengo éste libro, que Xeniadono me trajo de Londres en enero.

Tal y como dice el título, es una recopilación de fotografías de la época Victoriana y “Eduardiana” (no estoy segura de cómo se traduce), acompañadas de explicaciones sobre la moda del momento en que dichas fotos se tomaron. Obviamente, todas las fotos son en blanco y negro, aunque tienen bastante calidad y pueden verse detalles interesantes, e incluso hay un par de fotos en las que podemos ver cómo interpretaban las mujeres de la época el “feminismo” en la forma de vestir.
Un libro realmente recomendable si te gusta la moda victoriana o simplemente histórica.
Edit: tenía tantas ganas de reseñar este libro que cuando escribí el post no me dí cuenta de que no había puesto los datos ^^;
Autor: Alison Gernsheim
Editorial: Dover
ISBN: 0-486-24205-6